PRETTY LITTLE LIARS (3×02): Bitch Can See!

Written by Camila. Posted in PLL, PLL Recaps, Recaps, Series

Compartime... Pin on PinterestShare on TumblrTweet about this on TwitterShare on Google+Share on FacebookEmail this to someone

“Blood Is the New Black” fue un gran, gran episodio de Pretty Little Liars. Grandes secretos fueron revelados, nuevos recuerdos de “esa noche” fueron mostrados y “A” finalmente se la agarró con Aria (Lucy Hale), que la venía pasando bastante bien. En una de esas tenemos suerte y la hace cambiar de vestuario. Comencemos entonces…

Empezamos en el salón de clases de Ella (Holly Marie Combs) y tres de nuestras mentirosillas están allí. Mientras Ella habla de bailes en Wall-Mart, Emily (Shay Mitchell) revisa su cartera y encuentra un collar que reza: “Las chicas muertas no pueden sonreír”, horriblemente decorado con dientes. ¿Se lo habrá traído de Haití? ¿Aria lo habrá perdido? Increíble zoom de la cámara, los sonidos se pierden lentamente y nuestra tortita rompecorazones sale disparada del salón, rápidamente seguida por Aria y Spencer (Troian Bellisario). En el pasillo se cruzan con Hanna (Ashley Benson), que no cursa esa clase porque en las vacaciones aprendió todo el vocabulario que necesitaba, y se meten en el cuartel central, o sea, en el baño.

Emily les muestra el collar. Aria lo mira tratando de recordar si es de ella; Hanna asegura que son dientes humanos, porque hizo un PhD en odontología durante dos días; y Spencer los examina como si fueran diamantes. Como el resto de los alumnos, los que sí van a clases, comienzan a salir de los salones, se meten todas en un cubículo. Mientras Emily está en plan de víctima, las otras tres intentan decidir qué hacer con el horrendo collar. ¿Puedo alabar otra vez al director? Las tomas dinámicas entre las chicas son geniales. En fin, Hanna quiere manotear el collar, Aria se niega a desprenderse de él. Conclusión, cae dentro del inodoro. Cuando la valiente Spencer se dispone a sacarlo, se activa automáticamente y los dientes de Alison se van por las cañerías. Ooops!

En el patio, las chicas lamentan la pérdida del accesorio y discuten posibles sospechosos. ¿Alguien puede cachetear a Emily para que deje de echarse la culpa de todo? Después de que Hanna sale enojada porque tiene que ir a visitar a Mona (Janel Parrish) de nuevo para sonsacarle información, Jenna (Tammin Sursok) hace su aparición y Aria tiene razón. Esta chica está más ciega que de costumbre. Antes se paseaba por la escuela sin que nadie se diera cuenta, y ahora anda chocando gente a su paso.

En el pasillo, nos enteramos que Emily faltó todo un mes de clases y tiene que hacer cuatro exámenes para ponerse al día. Aria le ofrece a Ezra (Ian Harding) como tutor, ya que el pobre anda desempleado y aburrido. No es mala idea, entre lesbianas deben llevarse bien, ¿no? Pero todo es interrumpido cuando aparece Meredith (Amanda Schull), la ex amante del peor padre del mundo, el de Aria, que fue a postularse para dar clases en la escuela. Qué asquerosa que es la flaca esta, my goddess!

Spencer vuelve a la cárcel a visitar a Garret (Yani Gellman), que según @Debora_dora está más “comestible” esta temporada… ok. Como no convenció a su madre para que lo defienda, Garret se va sin decirle nada, excepto que alguien muy cercano la está engañando y que mire los registros médicos, que no mienten. Umm… ser un poco más específico hubiera ayudado, querido. ¿Por qué gritas “Jenna”, Spencer? ¡”Alguien cercano” dijo! Mis sospechas siguen firmes en el inglesito.

Hanna está en su prometida visita a Mona, pero la chica no colabora y solo mueve los ojitos de manera muy creepy para mirarla fijo. Mi pobre rubia explota y le grita que si hubiera hablado con la policía, ¿estaría trenzándole los pelos de la espalda a alguien que la llamaría Pastelito? Jaja, amo a Hanna. Como Mona sigue sin reaccionar, revolea una silla 30 centímetros a la izquierda y Wren (Julian Morris) entra inmediatamente para finalizar la visita. Este estaba escuchando atrás de la puerta, a mí no me joden. Y Mona lo mira rarito, ¿o yo estoy loca? Este chico está metido en algo.

En el único café del pueblo, Emily se reúne con Ezbian para estudiar. Y déjenme decirles que jamás vi dos lesbianas juntas tan incómodas.

Volvemos a Radley y el inglesito sospechoso le cuenta a Hanna que su padre estuvo en un psiquiátrico y que es difícil despedirse de alguien que aún está… bla, bla, bla… aburrido. La rubia aprende que lo que tiene se llama “Pérdida Ambigua”, que pronunciado en inglés y con acento británico, me encanta. ¿Pueden contratar a Lena Headey para que lo diga el episodio que viene?

En casa de Spencer, la morocha de vestimenta tortona intenta averiguar cosas sobre Jenna y le hace un interrogatorio a Toby (Keegan Allen), a quien no podría importarle menos su hermana y, en cambio, se pone a hacerle masajes a su novia por debajo de la remera. Oops, te olvidaste de ponerte el corpiño, querida. Lesbian! Las cosas se calientan un poco, hay besuqueo, toqueteo y si D.D. todavía intenta convencerme de que esta chica es virgen, me le voy a reír en la cara. Pero son interrumpidos por una muy malhumorada madre; va a ser otra cena incómoda.

Otro día ha nacido en Rosewood y las niñas están en el colegio de nuevo. En el locker de Aria encuentran un sobre con un pendiente y nos metemos en un flashback en donde una muy perra Alison (Sasha Pieterse) y una mezcla de punk y gótica Aria entran en la oficina del peor padre del mundo para ver si de verdad dejó su affaire con Meredith. Alison encuentra los pendientes en el sofá y convence a Aria de destruir la oficina para inculpar a la rompe hogares. El arito estaba enterrado junto a Alison, así que lo dejó quien sea que haya robado el cadáver. Chan!

Otra vez miran para todos lados cuando alguien les deja algo y les hacen el plano panorámico… las amo.

Ezbian sigue intentando que Emily le preste atención, pero ésta parece bastante perdida. Le pregunta cómo hacía para concentrarse antes de nadar y le recomienda que haga lo mismo antes del examen. Este dato me hubiera venido bárbaro cuando estudiaba, aunque el walkman hubiera sido medio incómodo para llevarlo.

Creepy Jenna está sentada comiendo pistachos en la salida de la escuela e identifica a Aria por el ringtone. Ok, ese ringtone lo deben tener la mitad de los celulares del planeta (excepto yo, que tengo la musiquita tétrica de The Secret Circle y todo el mundo se asusta cuando suena). Muy simpáticamente, la invita a ensayar porque perdió a su compañero y aparentemente Aria toca algún instrumento. Me perdí esa parte, o la olvidé porque Aria tocaba muy feo, no sé. La cuestión es que la invita a la casa y, mientras algunas que conozco irían en ese instante: cof cof, @Basfita, cof cof, Aria inventa la peor excusa del planeta y se va. La imagen de Jenna bajándose los lentes y sonriendo quedará grabada para siempre en mi retina.

Caleb (Tyler Blackburn) finalmente consiguió cenar con Hanna, pero la poco disimulada no deja de mirar cuanto reloj tiene cerca. Finalmente el melenudo se harta y le pregunta si tiene algún otro lugar en el que estar. Ay, querido, estás saliendo con una mentirosilla, no pretendas que no te oculte cosas. Especialmente si tu reacción sobreprotectora era de esperarse.

La madre de Spencer (Lesley Fera) descubrió que su hija está yendo a visitar a Garret y no está para nada contenta. Spencer clama querer respuestas y que Maya (Bianca Lawson) también era su amiga. Evidentemente esta chica no tiene ni idea de lo que es ser amigo de alguien… o cercano. Resultado del intercambio: Spencer tiene prohibido volver a visitarlo.

Finalmente “A” cargó crédito en el celular y envía un mensaje a Aria: “Papi necesita saber, o dejo ir el otro. A la policía”, así que la morocha tendrá que dar explicaciones. Yo también le hubiera pedido que le devolviera la pollera a Dianna Agron.

Por la mañana, Aria lo sienta a Byron (Chad Lowe) y le cuenta lo sucedido en su oficina. Si esperan una reacción lógica, de un padre que arruinó su familia y traumatizó a su hija, olvídenlo. Recuerden que hablamos de un padre que le pidió a su hija que ocultara su romance extra matrimonial, lo lógico en su mente es que su hija vaya a disculparse con su ex amante. Necesito que “A” liquide a este señor rápidamente, gracias.

Emily está en su examen de literatura y le está yendo bastante bien. O eso creo, porque está muy convencida haciendo crucecitas. Pero cuando da vuelta la hoja, mira para adelante y bum! Los recuerdos vienen a ella mientras una de sus compañeras pone un broche en su pelo. La secuestradora del auto antiguo era Jenna. Ella le pregunta cómo le fue y si necesita más tiempo, pero Emily sale disparada como cohete del salón.

Hanna y Caleb van al manicomio a ver a Mona, y mientras Hanna la maquilla dentro de la habitación, el melenudo se conoce con Wren y el inglesito buchón le cuenta que la rubia es asidua del lugar y que él fue el que le enseñó a decir “Pérdida Ambigua”. La cara de Caleb indica asesinato; si desaparece el inglés, fue él.

Aria está loca. Ni drogada iría a pedirle disculpas por nada a la amante de mi padre. Pero ella va y la rubia desagradable no solo la trata bastante mal, sino que encima le cuenta que al otro día va a salir a almorzar con Byron. Cuando le muestra el pendiente, Meredith le dice que no es de ella. No pongas esa cara morocha, son solo dos opciones: lo plantó Alison para manipularte o tu papá tenía otra amante. Simple.

Como buena Veronica Mars, Spencer vuelve a la cárcel y mientras espera turno para ver a Garret, revisa las gotitas oftálmicas que Toby le dio. Al parecer Jenna aún las usa y todavía ve. ¡Ya lo sabemos, la espió a Aria por arriba de los lentes! Sorpresivamente, la nueva abogada de Garret es nada más y nada menos que la señora Hastings. Spencer, que tiene poderes para hacerse invisible con solo darte la espalda, intenta sacarle información a Garret, pero él le dice con una sonrisita maliciosa que su nuevo abogado no le permite hablar.

Caleb y su mala onda van a avisarle a Hanna que tienen que irse, justo cuando Mona había empezado a hablar y le preguntaba si los mensajes habían comenzado otra vez. La rubia le dice que va a volver a visitarla y que va a querer respuestas, pero Mona se limita a permanecer estática, hasta que la puerta se cierra y saca una pinza de depilar que le robo a Hanna y… ¿se pincha el dedo? What?

Ezbian visita a Ella para preguntarle cómo le fue a su nueva amiga lesbiana en el examen, porque cuando salió, Emily no estaba muy convencida de su desempeño. Lo que Ezra no sabe es que Ella completó la parte de la prueba que había quedado en blanco, así que a Emily le fue más que bien. Si bien no se lo dice claramente, se lo da a entender.

De regreso en los cuarteles centrales de las mentirosillas, la chicas discuten las nuevas pistas del caso. Emily jura que Jenna es quien la llevó en el auto; Aria dice que no tiene idea de quién es el aro; Hanna dice no puede ir sola a Radley, porque Caleb está encima de ella; y Spencer, que no sabe cómo su madre terminó de abogada de su enemigo, se espanta. ¿A dónde fue tu mente, picarona?  

Cuando están por salir, Jenna va hacia allí a ponerle agua a su termo. Spencer deja el aro de Aria a la vista y todas corren a esconderse en los cubículos. Jenna entra, llena el termo y, cuando se está por ir, agarra el pendiente y lo mira. Busted! Aplausos otra vez al director por los planos de los ojos mirando por los marcos de la puerta, los cambios de planos y los golpes de sonido.

Cuando se va, salen todas como locas dispuestas a golpear, denunciar y ponerle carteles a Jenna por embustera. Pero Spencer tiene una mejor idea. Como ella no sabe que ellas saben y no le van a dejar saber que saben, lo van a utilizar a su favor en el próximo episodio, porque “A” fue a comprar disfraces para un equipo y mi pantalla ya se puso negra y yo ya las estoy extrañando… ¡Hasta el martes que viene!

By @Camila0109

Leeme!

Camila

Editora y escritora de Deborarte. La "otra" madre de la criatura. Entrerriana de nacimiento, santafesina por adopción.Boletera hot y shippeadora compulsiva de parejas imposibles, gusta del básquet, las mujeres y la buena vida.
Leeme!

Latest posts by Camila (see all)

Tags: , , , , ,

Trackback from your site.

Camila

Editora y escritora de Deborarte. La "otra" madre de la criatura. Entrerriana de nacimiento, santafesina por adopción. Boletera hot y shippeadora compulsiva de parejas imposibles, gusta del básquet, las mujeres y la buena vida.

Comments (7)

  • Anónimo

    |

    jajajaj entre lesbianas deben llevarse bien xD
    Nose porque pero encontre que Emily estaba mas linda que en los otros episodios.
    Se han dado cuenta que siempre enfocan a Aria desde bien lejos para mostrarle toda la ropa? Apoyo todo lo que tenga que ver con que A le queme la ropa a Aria.

    Reply

    • Ellen

      |

      Yo creo que A tiene amenazada a Aria obligandola a que se vista asi y compre su ropa en la misma tienda en la que lo hace Dianna Agron. Quizas A es el webmaster de You, Me & Charlie.

      Oh ya descubri quien es A….es obvio A..es…ARTHUR!

      Reply

      • Debora Dora

        |

        Jajaja, muy buena… ¡lo has descubierto!

        Reply

  • @Basfita

    |

    Claramente, Jenna me llama y voy a tocar el instrumento que necesite!

    Reply

    • atenea_jj

      |

      y no solo el instrumento yotocaria lo que me pida OMG¡¡¡¡¡¡¡¡

      Reply

  • Luisa

    |

    Cada episodio es mejor que el anterior. Me encantó cuando Aria dijo: “Bitch can see”, pero más me gustó la respuesta de Spencer. Esperando con ansias el próximo capítulo

    Reply

  • Andrea

    |

    cada vez PLL se pone mejor…ME ENCANTA como viste hanna

    Reply

Leave a comment

*