Momentos decisivos

Written by Debora Dora. Posted in Desgenerando Espacios

Compartime... Pin on PinterestShare on TumblrTweet about this on TwitterShare on Google+Share on FacebookEmail this to someone

 

Una nueva experiencia nos ha llegado de nuestras lectoras para formar parte de nuestra sección “Degenerando Espacios”, una que seguramente a much@s de nosotr@s nos hará sentir muy identificad@s…

“Mi papá revisó el teléfono” Al atardecer de ese día era lo peor que podía escuchar, ese día ella había estado ausente de clases, sin dar rastro de vida y la noticia no alegraba a nadie. Mi novia y yo conocíamos las consecuencias de un mensaje así. En la desesperación de que no contestaba, no daba señal alguna de vida y teniendo el recuento de las peleas con sus padres, corrí hasta su casa pensando que de algo al menos podía ayudar. Al llegar a la esquina frente a su balcón, me di cuenta que, en verdad, nada podía hacer, mi presencia ahí solo empeoraba todo, daba la razón a lo que su familia se había enterado (y que siempre sospecharon).

Me senté en una escalinata, esperando al menos ver su silueta a través de las cortinas, cuando escucho un auto acercarse y detenerse de improviso, al darme cuenta que era su madre, que aparentemente había salido justo en ese momento, entré en pánico, estaba iracunda. Esa iba a ser la expericia más pavorosa se mi vida, porque con el auto a toda velocidad, en dirección a mi persona, no veía escapada, a la derecha una cerca, a la izquierda, un montón de arbustos de espinas, que terminarían siendo la mejor opción de caída. Se detuvo cuando pasó de largo, para volver retrocediendo y bajar la ventanilla para comenzar a gritar “todo lo que le habia hecho a su hija”, cómo “la engañé” para que esté conmigo y cómo “corrompí” a su inocente hija. Intentar explicarle que nada de eso sucedió así y que estaba inventando cosas fue completamente inutil: fenómeno, monstruo, enferma, loca, iba a ser lo más delicado que oiría en lo que quedaba de tarde.

Obligada tuve que subir al jeep (para que al menos no alertara a nadie de un escándalo) y era mi único chance de saber en qué estado estaba mi novia: si su madre le gritaba así a una extraña en medio de la calle, no quería saber lo que le habían dicho/hecho a ella en la intimidad de su hogar. Y como lo supuse, estaba destruida, ojos rojos de llorar, pálida, como si una enfermedad la hubiese tenido en el hospital por semanas, había sido solo un día, pero su aspecto decía más que sificiente de lo que había pasado. Con mirarnos nos bastó. El resto lo dijo su padre: “antinatura”, “psiquiatras”, “cura”, “buscar un hombre que (perdón por el vocabulario) nos culeé como corresponde”. 

Con el tiempo me enteré de las amenazas que había recibido ella: que la iban a echar de la casa para que viva en albergues de menores, internarla en un hospital de locos, enviarla a otra parte del país, sacarla de la escuela para que trabaje y se alimente sola, entre otras varias.

De ese día tengo marcado cada insulto, la rabia que sentí y las ganas de golpear a esa pareja de inhumanos, el dolor de sentir que en parte tenía la culpa de todo lo que sucedía; nunca tuve tanto miedo, nunca me sentí tan ofendida, nunca, pero nunca esperaba la reacción así de nadie. Al final, nos dieron 5 minutos “a solas” (los padres estaban a unos metros) para despedirnos y que no nos viéramos más. Sin poder decir nada, ninguna, mi novia escribió en mi móvil: “No nos vamos a separar, a escondidas si es necesario estaremos juntas”.

Hoy seguimos y felices, pero ahora, lejos de esa gente realmente enferma y siguiendo nuestros sueños. It gets better.

Loren

Definitivamente, Loren, “it gets better“…

Debora Dora
Leeme!

Debora Dora

Escritora, correctora y soñadora. Se inició en el sitio web Las Amazonas y mirando The L Word. Creadora de Deborarte, fanática de las series y el cine. Buscadora anónima de subtexto lésbico. Peter Pan eterna...
Debora Dora
Leeme!

Latest posts by Debora Dora (see all)

Tags: , ,

Trackback from your site.

Debora Dora

Escritora, correctora y soñadora. Se inició en el sitio web Las Amazonas y mirando The L Word. Creadora de Deborarte, fanática de las series y el cine. Buscadora anónima de subtexto lésbico. Peter Pan eterna...

Comments (1)

  • Delma

    |

    Te entiendo y que lindo que ahora puedan estar juntas y que el amor que se tienen les haya ayudado a estar juntas.

    Reply

Leave a comment

*