GLEE + MADONNA = EXPLOSIÓN GAY

Written by Debora Dora. Posted in Glee, Glee Recap, Recaps, Series

Compartime... Pin on PinterestShare on TumblrTweet about this on TwitterShare on Google+Share on FacebookEmail this to someone

 

 ¿Existirá algún hombre gay sobre la Tierra al que no le guste Madonna? Quizás, pero seguramente Ryan Murphy no sea uno de ellos. Madonna es no solo un ícono de la cultura pop, también es un ícono gay, sí, tan gay como los musicales de Broadway, y ¿saben qué es más gay que los musicales de Broadway? Glee + Madonna, de eso no hay ninguna duda.
La semana pasada se estrenó finalmente el esperado episodio dedicado a la diva pop. Muchos se han decepcionado, quizás por la repercusión que había tenido la noticia de que un capítulo entero con su música encabezaría la segunda mitad de temporada de esta magnifica serie, otros tantos han expresado que fue sobrevaluado, mientras millones de “gleeks” cantan al mundo su amor por el capítulo 15, que según ellos ha sido el mejor hasta el momento. ¿Son exagerados? Tal vez. Yo solo voy a decir, sin querer sonar pretenciosa, que “The Power of Madonna” ha sido la mejor hora de televisión de los últimos tiempos, y les puedo asegurar que Débora Dora tiene muchos minutos televisivos encima, pero por supuesto, eso es cuestión de gustos.
Ryan Murphy, creador de Glee, se ha dado el gusto de hacerle un gran homenaje a una mujer que representa el poder femenino, que ha sabido luchar, que se ha mantenido y que aún hoy, a sus 51 años, continúa vigente. No solo por su música, también por sus continuas reinvenciones o por sus escándalos, pero lo cierto es que Madonna (así, sin apellido, ¿para qué?) es todo un símbolo de rebeldía y de sueños cumplidos, una luchadora nata.
Así que además de entonar sus mejores clásicos, este episodio toma como ejemplo las mejores actitudes de Madonna y las traduce en diálogos alucinantes, extrañas y disfrutables situaciones y, por sobre todo (muy a pesar de lo que los detractores de Glee aseguren), hace avanzar la trama.
Por si no lo notaron, “The Power of Madonna” fue un canto a la mujer; a la lucha contra la inferioridad del género, que se ha extendido culturalmente en los últimos siglos, y contra el matrato masculino; a la figura de la virginidad en la adolescencia; al poder del “no”; y a la iniciativa por tomar el control de nuestros propios cuerpos y emociones. “Si queres, podes”, es un poco la enseñanza que Madonna cuela en sus canciones y que se trasmite en pantalla durante 45 minutos. Un capítulo bien feminista, debo decir… de esos que me gustan…
“El hecho es que las mujeres aún ganan 70 centavos por cada dólar que un hombre recibe por hacer el mismo trabajo. Esa actitud comienza en la secundaria…”, le dice Quinn (la hermosa Dianna Agron) al señor Schuester (Matthew Morrison), cuando el profesor escucha al  grupo de chicas hablando sobre el maltrato que reciben por parte del género masculino.
Un poco más tarde es él mismo el que se dirige a Emma (Jayma Mays), para tranquilizarla porque está bien que no haya querido hacer el amor con él: “Tomaste el control de tu cuerpo el viernes cuando te dijiste a ti misma que no estabas lista… y luego escapaste de mi apartamento sin zapatos”.
Y después de tanto Madonna y poder femenino, Tina (la adorable Jenna Ushkowitz) encara a un sorprendido Artie (Kevin McHale) en el pasillo y le grita todo lo que siente. Sí, Tina, express yourself!: “Mis ojos están aquí arriba. Soy una persona con sentimientos. Lárgate de mi vista. Soy una mujer poderosa y mi creciente feminismo te cortará en dos como una justa cuchilla de igualdad”.
¡He dicho! 
¿Los números musicales? Sí, han sido de los mejores, además del hecho de que diferentes canciones sonaron de fondo durante el episodio.
 “Ray of Light” no es precisamente uno de mis temas favoritos, yo soy una chica de los ochenta, pero debo reconocer que la coreografía de los Cheeros, algunos incluso bailando sobre zancos, fue perfecta. Sue Sylvester (Jane Lynch) gritándoles “¡En algún lugar de la campiña inglesa, en una lujosa mansión, Madonna está llorando!”, fue simplemente genial.
“Express yourself” fue el tema elegido por Rachel (mi adorada Lea Michele) para expresarse, precisamente. Ella que hace todo cantando, instó a sus compañeras de club a que su unieran y cantaran sobre el escenario. Linda coreografía, corsets incluidos, convirtieron a esta canción en una gran versión.
Me voy a quejar de algo, porque soy quejosa y debe quedar en claro que amo tanto a Rachel como a la actriz que la interpreta, y es obvio que es una de las estrellas de la serie, porque su carrera sobre las tablas de Broadway la respaldan, pero por una vez me gustaría ver cantar al resto de los actores, y quizás también hablar a los dos chicos, al que luce como recién salido de la sala de detención en alguna mala película de adolescentes de los ochenta, y al asiático número dos. Ahhh, ¿y Quinn? ¡Queremos más Quinn! ¡Y queremos ver que le crezca la barriga de una vez! Listo con las críticas constructivas, claro está.
Luego, siguiendo con Rachel y sus ganas de expresarse, convence a Finn (Corey Monteith) con quien está teniendo una temporada un poco difícil, para cantar una fusión entre “Borderline” y “Open your heart”. La canción ya de por sí fue todo un espectáculo con la voz de estos jovenes actores, pero la perlita estuvo dada por una gran cantidad de Madonnas que caminan por el pasillo de lockers, mientras Finn y Rachel avanzan. Madonnas de todas las épocas, con diferentes estilos, se mezclan con los alumnos. Un detalle que me hizo sacar una sonrisa, porque la verdad que fue un agregado inesperado que lució perfecto. Estas son las pequeñas cosas que hacen de Glee un show genial.
Pero si hay algo que destacó fue la posibilidad, incluso, de filmar un videoclip completo donde nuestra querida Jane Lynch (a.k.a. Leglamente Lesbiana) se ha dado el gusto de protagonizar “Vogue”. Un video idéntico al original, solo que es el enorme cuerpo de esta mujer el que se defiende bailando y saca a la luz una hermosa voz que no había tenido aún la posibilidad de brillar en este programa. Además de Kurt (Chris Colfer) y Mercedes (Amber Riley), y nuestras “Brittana”, Santana (Naya Rivera) y Brittany (Heather Morris), que no solo bailan, también prestan sus manos para moverlas junto a la cara de Sue, y la rubia le pone el cuerpo al momento de la danza con los conos, el resto de la performance es tan parecida que confunde. Bueno, menos el momento del “Will Schuster, I hate you“, que despertó mi risa e hizo levantar la cejita de Kurt de manera muy graciosa.
La secuencia de “Like a virgin” fue lejos el mejor número de todos. Se incluyeron tres parejas a punto de “concretar”, lencería sexy y movimientos sensuales que convirtieron los pocos minutos de tema en una explosión de erotismo nunca antes vista en Glee. Lea Michele y sus caras de pícara, que enseguida se convierten en un gesto de terror; Jayma Mays perdiendo la vergüenza, y Naya Rivera que debería encotrarla. ¡Alta perra, Santana! Las caras del paspado de Finn cuando la latina lo toca son impagables. Ah y por primera vez le escuchamos la voz, y debo decir que no solo su cuerpo es atractivo…
A quien tengo que admitir que no soporto ni un poco es a Jonathan Groff, sí, sí mucho Spring Awakening, será un gran cantane y bailarín, será el mejor amigo de Lea, pero la verdad es que me cae mal. Y no es por su personaje de Jesse St. James, porque sí, el muchacho de Vocal Adrenalyne es petulante, ojo Rachel también lo es, pero Rachel es adorable, y él tiene algunos momentitos en que me hace reír, pero no sé… hay algo del actor que no me gusta. Así que… ¡Qué le corten la cabeza!
 “4 minutes” es otro de esos temas que no me gusta particularmente, es uno de los más nuevos de Madonna, pero no me llega, no hay con que darle, sin embargo esas trompetas del comienzo le dieron una perspectiva totalmente diferente. Amé a Kurt y a Mercedes vestidos de porristas (y así seguramente los veremos por un largo tiempo, porque ambos han decidido unirse a los Cheeros de Sue), con sus maravillosas voces y esa coreografía excelente que hizo que el auditorio rompiera en aplausos. Amber Riley es tan sensual, y al muchachito es la primera vez que lo veo vestido de manera tan masculina, incluso vestido de porrista. Ay, hace cuánto que no veo Bring It On
Luego viene ese momento en que escuchar a un par de tipos leyendo la letra de “What it feels like for a girl” es magnífico. Es solo un ratito junto al piano, primero acapella, luego mezclando las voces y terminando con la determinación de Puck (Mark Salling) de no unirse a ese tema, porque en el fondo ve dañada su imagen maculina. “A mí me gusta ser un tipo”, aclama, para que Finn lo haga cayar: “Claro, porque es fácil ser un tipo”. Es interesante ver cómo más allá de las cosas que suceden en el capítulo, los personas se mantienen fieles a sí mismos.
Para cerrar no podía haber una mejor elección que “Like a Prayer”. En el teatro el glee club presta sus voces y sus movimientos para que luego se abra el telón y aparezca un coro de gospel (entre los que se encontraba la madre de Amber Riley), que le dio todo otro sentido a la canción y que por supuesto me hizo lagrimear, porque soy así de maricona, ¿y qué? Luego de “Somebody to Love”, “Like a Prayer” le sigue muy de cerca con una versión maravillosa.
No tengo más que decir. ¡Amo Glee! Por si aún no lo sabían…

PD: Cosas extrañan suceden en la publicación de Blogspot… si notan algo raro no es ni Casper ni un Expediente X, es solo que a los señores (sí, deben ser hombres) que hacen esta plataforma se les ocurrió cambiar algunas cositas y resultan un poco molestos los “avances”.

Debora Dora
Leeme!

Debora Dora

Escritora, correctora y soñadora. Se inició en el sitio web Las Amazonas y mirando The L Word. Creadora de Deborarte, fanática de las series y el cine. Buscadora anónima de subtexto lésbico. Peter Pan eterna...
Debora Dora
Leeme!

Latest posts by Debora Dora (see all)

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Trackback from your site.

Debora Dora

Escritora, correctora y soñadora. Se inició en el sitio web Las Amazonas y mirando The L Word. Creadora de Deborarte, fanática de las series y el cine. Buscadora anónima de subtexto lésbico. Peter Pan eterna...

Comments (5)

  • lesbilais

    |

    >no había leido esto, definitivamente…amo glee, este capítulo lo espere y me recompenzó enormemente :')todavía suena en mi cabeza like a prayer y todavía estoy loca de amor por lea michele XD

    Reply

  • DEBORA DORA

    |

    >Somos dos, Lesbilais, somos dos!

    Reply

  • Guillermo López Meza

    |

    >Me encanta tu post! Estaré visitando tu blog más a menudo a partir de ahora. <3 GLEE

    Reply

  • Anonymous

    |

    >Tu post es genial!!! felicito que estes tan pendiente de GLEE porque sin duda es la mejor serie en la actualidad y es super chevere estar siempre tan bien informada. AMO MAS A DIANNA A. Lea es bien pero no pa tanto

    Reply

  • Anonymous

    |

    >Me encanta Glee y feliz estoy de haber encontrado este blog!
    Saludos :)

    Reply

Leave a comment

*